Reciclar Envases Ligeros, ¿para qué?

ENVASES LIGEROS

Separar los envases y depositarlos en su contenedor para su posterior reciclado puede parecer un esfuerzo inútil si no se conocen sus beneficios para el medio ambiente. En este sentido, cada vez que se recicla un envase, se está evitando llenar los vertederos y la extracción de nuevas materias primas, además de reducir el consumo de energía y la emisión de gases de efecto invernadero, causantes del cambio climático.

Bodegón envases

Asimismo, con los materiales reciclados se pueden hacer nuevos productos, en algunos casos con resultados muy curiosos. Para que las cifras de reciclaje sigan aumentando, tanto en cantidad como en calidad, los consumidores son fundamentales.

Hoy día, uno de los mayores problemas medioambientales es el espectacular aumento de los envases, tanto en la  producción como en el uso. Sirva como referencia un sólo dato: los envases y sus residuos representan el 50% del volumen y el 30% del peso de las basuras domésticas generadas anualmente en el Estado.

Desde que en 1996 se puso en marcha el reciclado de envases ligeros, se ha evitado que más de diez millones de toneladas de dichos envases acaben en vertederos, lo que equivale a unos 720 grandes estadios de fútbol repletos hasta arriba de envases.

.
¿Cómo se recicla?

Junta y lleva a reciclar al contenedor amarillo: latas (refrescos, cervezas, conservas…); los envases de brik como la leche o el zumo y los envases de plástico: de alimentación (bandejas de lechugas, botellas de agua, de zumos…); de limpieza (detergentes, suavizantes…) y de higiene (champús, geles,…); corcho, papel  de aluminio, todos aquellos envases que no sean de vidrio. Cada envase tiene una composición y tratamiento diferente:

Los envases de brik se separan manualmente y se utilizan para fabricar bolsas de papel, láminas de aluminio o cartón, tableros de aglomerado, cartón para envases, papel de cocina, cartones para huevos, papel higiénico, etc.

Trazabilidad envases ligeros

Las fracciones de polietileno y de aluminio se usan como combustible en los procesos de fabricación y/o en la industria cementera. Las opciones de EVITAR y/o REUTILIZAR son muy limitadas para este tipo de envase ya que, está diseñado para un solo uso y, las alternativas de envases en el mercado para las bebidas predominantes (leche y zumos) son cada vez menos.

Las latas de acero/hojalata (conservas, por ejemplo) se separan mediante un electroimán se prensan y se envían a una fundición de acero para hacer carrocerías, tubos de escape…).

Las latas de aluminio (refrescos, por ejemplo) se separan por corrientes de Foucault, se prensan y se envían a una fundición de aluminio para hacer bicicletas, electrodomésticos, tornillo.

El factor decisivo para el reciclado de los diferentes tipos de plástico es su grado de pureza. Por la misma razón es muy importante que el contenido del contenedor amarillo no vaya mezclado con restos orgánicos y/o de otras clases de residuos no indicados, incluyendo restos del contenido de los envases.

.

SABÍAS QUE…

Reciclar plástico supone:

  • Un 84% menos de gasto energético.
  • Menor gasto de petróleo. Por cada 2 toneladas de plástico reciclado, se ahorra una de petróleo.
  • Menor impacto ambiental. El plástico tarda cientos de años en degradarse.
  • También supone reducir la contaminación del agua y del aire, y un importante ahorro de materias primas que hay que extraer de la naturaleza.

 

COSAS FÁCILES DE HACER

1. Evita el consumo innecesario de envases plásticos: 

 

  • Evita el uso de productos de usar y tirar: platos, vasos, cubiertos, etc.
  • No compres productos sobre envasados, por ejemplo, alimentos en bandejas de poliestireno y sí a granel.
  • Rechaza los alimentos que vienen en “bolsitas individuales” dentro de un paquete más grande.

Reciclando

  • Si eliges el embotellado en plástico decídete por el PET frente al PVC. Evita también juguetes y objetos que estén hechos de este plástico.
  • Consume productos envasados de mayor capacidad, y evita los de uso mini o individualizado.
  • Cuando vayas a la compra no olvides llevar tu carro de la compra o la bolsa de lona o malla. En última instancia, reutiliza las bolsas que ya te han dado. Rechaza las bolsas que no necesitas, aunque insistan en regalártelas.
  • Utiliza bolsas de basura de plástico reciclado o bolsas compostables fabricadas con almidón de maíz en vez de plástico.
  • Utiliza los sistemas de recogida selectiva de envases ligeros.

 

2. Utiliza envases retornables. Además de promocionar el consumo local, se evita la utilización de envases de un solo
uso:

  • Los envases de tetra-brik, que son un símbolo de nuestra sociedad actual basada en productos de usar y tirar, requieren un proceso de reciclaje muy complejo y costoso que se evita con la utilización de otros envases como el vidrio, reutilizable y de más fácil reciclado.

 

3. Utiliza los sistemas de recogida selectiva de envases ligeros.

Ruleta de reciclaje